Receta de coles de Bruselas asadas enteras
diciembre 28, 2020 Por Ane Goñi Salaverri 0

Receta de coles de Bruselas asadas enteras, dulces y picantes

Tiempo de preparación:

  • Total: 30 minutos
  • Preparación: 10 minutos
  • Cocinado: 20 minutos
  • Raciones: 2 pounds (4 Raciones)

Acerca de esta receta:

¿Sigues intentando que tu familia coma coles de Bruselas? Asarlas es el camino a seguir, ya que el calor alto y seco carameliza el exterior y ablanda el interior. Un simple glaseado dulce y picante de miel, pimienta de cayena, comino y zumo de limón fresco tampoco le vendrá mal. Añadida al final, la sencilla salsa cubre los brotes y potencia su sabor. El glaseado también sabe muy bien con zanahorias o boniatos asados. Esta receta funciona mejor con coles de Bruselas pequeñas y tiernas. Prepare sus coles dándoles un buen enjuague con agua fría seguido de un buen secado con un paño de cocina. Retire las hojas más externas y recorte los extremos marrones y duros del tallo. Sírvalos como una sabrosa guarnición con chuletas de cerdo o una jugosa pechuga de pavo.
 Ingredientes:

2 libras de coles de Bruselas pequeñas (recortadas) 1 cucharada de aceite de canola o de semillas de uva Sal y pimienta (al gusto) 1 cucharada de miel 2 cucharaditas de zumo de limón fresco 1 cucharadita de comino molido 1/2 cucharadita de pimienta de cayena

Instrucciones paso a paso para esta Receta de coles de Bruselas asadas enteras, dulces y picantes

Precalienta el horno a 200º C. Coloca las coles de Bruselas en una bandeja de horno grande con borde, y mézclalas con el aceite. Condimenta con sal y pimienta. Asa las coles durante 18 a 22 minutos, removiendo una vez, o hasta que las hojas exteriores estén caramelizadas y los centros estén tiernos. Cubre los brotes asados con la miel, el zumo de limón, el comino y la pimienta de cayena. Mézclalos bien en la bandeja de horno caliente hasta que estén bien cubiertos. Guarda las sobras hasta 3 días en el frigorífico.

Variación de la receta. Cambia el comino por jengibre molido, el zumo de limón por zumo de lima y añade un chorrito de aceite de sésamo para darle un toque asiático.