noviembre 27, 2020 Por Ane Goñi Salaverri 0

Receta de caramelos de goma sencillos

Tiempo de preparación:

  • Total: 25 minutos
  • Preparación: 20 minutos
  • Cocinado: 5 minutos
  • Raciones: 20 Raciones

Acerca de esta receta:

¡Atención amantes de las gominolas! Tus gominolas favoritas son sorprendentemente fáciles de hacer. Así es, se acabó el depender de las viejas bolsas de gominolas quizás masticables, quizás rancias, para superar un antojo. ¡Ahora puedes recrear esa magia suave y masticable directamente en la cocina de tu casa! Estos sencillos caramelos de goma son fáciles, sí, pero también tienen más sabor que los caramelos de goma comprados en la tienda. Lo mejor de todo es que puedes personalizarlos eligiendo tu sabor favorito y escogiendo divertidas formas de moldes para caramelos.
 Ingredientes:

1 paquete (de 3 onzas) de gelatina aromatizada (como la marca Jell-O) 6 paquetes (de 1/4 de onza) de gelatina sin sabor (1,5 onzas en total) 1/2 taza de agua (fría) Moldes de caramelo de tu elección Spray de cocina antiadherente

Instrucciones paso a paso para esta Receta de caramelos de goma sencillos

Reúne los ingredientes. Prepara los moldes de caramelo asegurándote de que están limpios y secos, y rocíalos con una capa muy ligera de spray antiadherente para cocinar. Coloca los moldes en una bandeja para hornear Combina la gelatina sin sabor, la gelatina con sabor y el agua fría en un cazo pequeño. Bátelo todo muy bien hasta que esté combinado y la gelatina se haya disuelto Coloca el cazo en el fuego a temperatura media. Continúa batiendo de vez en cuando mientras la mezcla sube y se convierte en un líquido Una vez que la mezcla de gominola esté totalmente líquida, retira el cazo del fuego y vierte la gelatina en una taza medidora o en un recipiente similar con boquilla Llena cuidadosamente cada cavidad del molde con gelatina. Transfiere la bandeja de horno con los moldes de caramelo a la nevera para que los caramelos de goma puedan cuajar por completo Una vez que los caramelos estén cuajados, retira las gominolas empujando con cuidado los lados del caramelo, alejándolos de los bordes del molde y hacia el centro, y luego sácalos de los moldes Estas gominolas caseras pueden guardarse en un recipiente hermético en la nevera o a temperatura ambiente durante varias semanas ¡Disfruta!

 

Consejo. Puedes utilizar cualquier variedad de moldes que te guste. Los moldes de metal y policarbonato son muy populares entre quienes hacen caramelos con regularidad, pero los moldes de plástico finos y baratos funcionan igualmente bien. Si no tienes moldes de caramelo, también puedes utilizar bandejas de cubitos de hielo: hay muchas y bonitas de silicona con diferentes formas. Otra opción es simplemente verter la mezcla en un molde y, una vez cuajada, cortarla en pequeños cuadrados u otras formas. Los moldes de caramelo hacen que las gominolas sean más bonitas, pero saben igual de bien independientemente de cómo las sirvas.